Entrevistamos a Juan Carlos Capilla, fundador de la ONG Escolaridad Solidaria

Escolaridad Solidaria ONG nació en 2009, trabaja sin recibir subvenciones y cuentan exclusivamente con la colaboración de los voluntarios que realizan su aportación económica y de otros tipos de ayuda. Juan Carlos Capilla, presidente fundador de Escolaridad Solidaria ONG, es la persona responsable de la creación del ciclo de Talleres que Crean Escuela, que tienen como objetivo recaudar fondos para llevar a cabo la construcción de la nueva escuela Man Pyay. Capilla nos dice con un brillo especial en los ojos  “pedimos ayuda para que los niños y niñas puedan tener una educación básica y que ellos mismos se forjen un futuro mejor. En Escolaridad Solidaria todos somos voluntarios”.

P.- ¿Cuál es su labor en Escolaridad Solidaria ONG como presidente fundador y voluntario?

R.– Lo principal es difundir nuestra labor para conseguir más colaboradores voluntarios, y así podemos ayudar más y mejor a estos niños y niñas a los que nos dirigimos. Aparte de eso, de todo un poco, aprovechando cualquier hueco en el trabajo y  luego en casa por la noche y la comunicación, tanto con los Voluntarios de España, como con los de Birmania. Como no tenemos personal a nuestro cargo, hay que hacer de todo.

P.- ¿Qué fue lo que les hizo comprometerse con la educación de estos niños?

R.- Después de viajar a Birmania en julio de 2009, y haber vivido una experiencia tan especial, sentíamos que teníamos que hacer algo más por estos niños. Como no había ONGs que les ayudaran,  decidimos crear una y así poder llegar a ellos. Contando con la labor Voluntaria de los amigos birmanos que conocimos personalmente.

 

P.-  Escolaridad Solidaria ONG trabaja para ayudar a los niños y niñas de Myanmar a forjarse una educación, ¿en qué consiste el programa de aportación de material escolar a los niños de Myanmar (Birmania)? ¿A cuántos niños se les ha aportado material escolar a través de la  ONG, desde su existencia?

R.– El programa de aportación de material escolar consiste en dotarles de una docena de libretas y una docena de lápices o bolígrafos (dependiendo el curso), suficiente para el curso completo. Además, les dotamos de sacapuntas y gomas, pero este pequeño material que se suministra es por escuela, no individualizado. También les dotamos de mochilas tradicionales birmanas para poder llevar el material al Colegio.

En el primer proyecto fueron 1.524 niños y niñas, distribuidos en 9 escuelas y en el segundo han sido 2.254, distribuidos en 10 escuelas. Todas ellas son escuelas gratuitas y ubicadas en las zonas más pobres y necesitadas de Birmania de varias regiones.

P.- Cuando habla de los niños y niñas de Myanmar, le brillan los ojos, ¿habéis notado algún progreso en la escolarización de estos escolares?

R.El mejor dato que hemos notado es que debido a que les suministramos el material escolar muchísimos niños pueden seguir asistiendo a la escuela. El número de un año a otro se ha mantenido y aumentado, cosa que anteriormente iba cada año en descenso, por no poder comprar sus familias el pequeño material.

Así mismo, los niños están muy animados y se espera que lleguen a los últimos grados o cursos en bastante mayor porcentaje que anteriormente.

Tenemos que tener en cuenta que somos nuevos, llevamos dos años aportando el material escolar y este curso 6/2012-02/2013 será nuestro tercer proyecto de ayuda de material escolar.

 

P.- Con el logo de Escolaridad Solidaria trasmitís alegría y positividad, cree que pese a su situación, ¿a ellos les da felicidad?

R.– Los niños son niños y además por la forma de ser de los birmanos son felices con muy poco. El hecho de tener material escolar para poder estudiar o tener una escuela donde no se mojen, para ellos esto es UNA SATISFACCIÓN TAN GRANDE QUE EN SUS CARAS QUEDA REFLEJADA PERFECTAMENTE.

 

P.- Talleres que crean Escuela es el último trabajo de Escolaridad Solidaria ONG, ¿cuál es el objetivo de estos talleres? ¿cómo surgió esta idea?

R.- Esta idea surgió después de barajar muchas ideas con Luis Navarro, el cual, siempre desde el principio que se creó esta ONG no ha dejado ni un instante de intentar aplicar su conocimiento y herramientas para el desarrollo de la misma. Llegamos a la conclusión de que era mejor llegar a los profesionales y empresarios estando sentados junto a ellos. Y si nosotros nos dirigimos a la educación y formación de niños de Birmania, qué mejor forma de darnos a conocer que con programas educativos o formativos aquí en España. Pero claro, con programas formativos modernos, no los que se imparten en estos países a los que nos dirigimos. Con programas de Comunicación, Web, mejora de la productividad empresarial, marketing, entre otros,  que hoy día están tan solicitados. El objetivo de estos talleres es poder llegar de una forma diferente a los profesionales y empresarios, para que  hablando en su mismo idioma conseguir crearles la inquietud de la ayuda solidaria, y en concreto a la que nosotros nos dirigimos: la educación de niños en los países más necesitados.

Hemos querido que los talleres tengan un alto nivel formativo, intentando, y sobre todo Luis Navarro,  conseguir que fuesen  los mejores ponentes, como podéis ver en el programa del ciclo Talleres que Crean Escuela. Para mí y para Escolaridad Solidaria ONG es un orgullo poder contar con ellos para esta labor.

P.-  Escolaridad Solidaria no pide subvenciones públicas y solo se financia de la aportación de los colaboradores, de los actos que realiza y del poco material que se vende, pero realmente, con la aportación de las personas voluntarias, ¿se cubren los gastos básicos en material escolar?

R.–  Bueno, con las aportaciones de nuestros colaboradores y lo que obtenemos de las otras actividades, anualizándolo, presupuestamos o preparamos un número determinado de Colegios y número de niños en ellos.

Sabemos cuánto es el coste del material escolar por niño y curso escolar completo, con eso en función de nuestro presupuesto nos dirigimos a un número determinado de niños y Colegios, y para ésos sí se cubren los gastos básicos de material escolar.

Sin embargo, si nuestro presupuesto o ingresos fuesen mayores, podríamos llegar a más niños y más Colegios, pues hay muchas más escuelas que necesitan esta ayuda, pero no podemos llegar a todas.

 Ellos siguen esperándonos, ya nos conocen por las escuelas a las que llegamos y somos su única esperanza.

P.- Este tipo de iniciativas desarrolladas en un ambiente empresarial permite dar a conocer lo que está pasando en el mundo. ¿De qué forma pueden contribuir los profesionales  para ayudar en la situación de estos niños y niñas?

R.– Es muy importante dar a conocer lo que pasa fuera de nuestras casas. El hacerlo en este ambiente empresarial como dices, es otra forma de hacerlo, sin ir directamente a la pura petición de ayuda o colaboración, sino que con una sinergia de conocimientos entre empresas y ONGs, lleguemos a dar a conocer la situación de una forma más didáctica y participativa, dando lugar a una colaboración por parte de las empresas y de las personas que las forman más comprensiva. No solo con la compasión a primera vista, sino con una divulgación actual del problema y en un ambiente y lenguaje igual que el que utilizan  las empresas y los profesionales.

Todo el que quiera colaborar puede hacerlo inscribiéndose como colaborador voluntario de Escolaridad Solidaria con la colaboración económica que estime oportuna, o bien aportando su trabajo profesional o empresarial de forma altruista.

P.- ¿En qué situación se encuentra la creación de la nueva escuela?

R.- El pasado 26 de abril se puso la primera piedra, algo muy importante y esperado para todos. Hemos publicado en la web de Escolaridad y en los medios sociales las fotos del acto. Está empezando la construcción.

P.- ¿Tenéis algún proyecto nuevo en mente a medio- corto plazo?

R.- En mente muchos, pero tenemos que ser realistas y atenernos a nuestras capacidades, aunque siempre un poco más ambiciosos.

Este año tenemos la construcción de esta escuela Man Pyay, y a finales de junio veremos si podemos ampliar el número de Colegios y de niños y niñas en el Tercer Proyecto de Material Escolar para el curso 06/2012 a 02/2013. El año pasado fueron 10 colegios y 2.254 niños y niñas, y queremos ampliarlo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *