La pasada semana, Microsoft publicó unas 200.000 líneas de código para Linux y esto ha desatado una gran polémica, ya que Linux fue descrito por los mismos directores de Microsoft como una gran amenaza. Además, los de Redmon también dijeron que Linux era un cancer, por eso esta decisión de aportar directamente a este sistema operativo ha generado opiniones muy contradictorias.

Por un lado estan los que ven en este acto un paso más en el aperturismo de Microsoft tras la llegada de Steve Ballmer a la presidencia de la compañia, pero por otro lado hay muchos que piensan que no se trató de un hecho digno de alabanza, sino de una acción que la compañía necesitaba tomar para evitar un problema de licenciamiento mayor. Y es que el gigante del software hizo el anuncio después de que se descubriese que había violado una parte del código de software libre que utiliza en uno de sus sistemas. La licencia GPL (General Public Licence), bajo la cual está publicado el sistema operativo Linux, es la que se usa para publicar código gratuito y que puede ser modificado libremente por cualquiera. Microsoft podría haber mezclado parte de su código propietario con otro de la GPL, algo que la licencia prohíbe.

Los desarrolladores de Linux dicen encontrarse muy a menudo con este tipo de problemas, lo que ocurre es que al tratarse en esta ocasión de Microsoft el asunto tomó más relevancia.

Vía: FayerWayer.com y ElPaís.com

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *